Pamela Calbete
Pamela Calbete

Asesora de Becas

«Obtén Altos Porcentajes de Beca.»

«Financiación en cuotas y sin intereses.» 

Contacto

Seguro que has oído hablar de la metodología Lean, de cómo Toyota revolucionó el mundo industrial con el Lean Manufacturing, incluso es posible que hayas leído el libro de Eric Ries “Lean Start up”, pero ¿habías oído hablar del Lean Marketing? Te contamos en qué consiste y cómo puedes aplicarlo en tu start-up.

¿En qué consiste el Lean Marketing?

El Lean Marketing es un concepto relativamente nuevo, que reúne todas las tareas, técnicas, habilidades y acciones del marketing. Estas permiten realizar una promoción de productos, marcas y personas de manera efectiva y flexible. Puedes adaptar mensajes publicitarios en tiempo real y a bajo coste. Es muy usado para poder reducir el time to market y para corregir los errores en tiempo real.

La importancia del lean marketing en proyectos de emprendimiento

• Puedes introducir nuevos productos y servicios en el menor tiempo posible.
• Una de las bases de este modelo es la brevedad y el desarrollo eficaz de productos con el menor coste posible.
• Otro aspecto que debes tener en cuenta es la comunicación con tus consumidores, totalmente necesaria para crear una propuesta que sea de valor y útil para ellos.

Principios básicos del método y pasos a seguir:

  1. Identificamos un problema que merezca ser solucionado para el cliente potencial. No tiene ni siquiera que ser viable a día de hoy por nuestra organización satisfacer esa necesidad, o dar solución al problema. En este punto solo lo identificamos y definimos. A partir de aquí viviremos un proceso de aprendizaje constante.
  2. Construimos un prototipo, lo que se denomina un Producto Mínimo Viable (PMV), es decir, un experimento o un test que permita validar las hipótesis que hemos planteado para solucionar el problema. Este prototipo debe realizarse buscando el máximo impacto con una baja inversión de tiempo y dinero.
  3. Si no se mide, no se hace. Debemos ahora medir todos los resultados del experimento o del prototipo. Cuando logremos ese producto mínimo viable podremos estudiar y medir todos los resultados obtenidos para dar por bueno el experimento y pasar a la siguiente fase. Tener en cuenta la voz del cliente es clave en este punto.
  4. Aprendizaje para poder seguir mejorando. Entender qué cosas han salido bien y qué cosas han salido mal, para seguir implementando en los próximos experimentos.
  5. Volveremos a repetir todos los puntos anteriores una y otra vez hasta lograr versiones definitivas.

En definitiva, para implementar de forma adecuada el lean marketing se trata de que detectes el problema que tiene el cliente y que ofrezcas una solución innovadora a sus problemas. Se trata de que seas capaz de crear un producto viable que tenga la capacidad de satisfacer las necesidades de tus clientes. Para conseguirlo, es importante que dispongas de una buena base de información y que seas capaz de ir aprendiendo de tus fallos. ​

Suscribete a Nuestro Newsletter

Las últimas novedades y noticias de interés sobre becas y estudios en el extranjero.

    Al enviar este correo acepta recibir boletines con novedades.